16 junio, 2024 2:05 pm
Arriba

EDUARDO SOBRINO SIERRA, PRESENTA INICIATIVA DE LEY PARA EVITAR MÁS SUICIDIOS EN YUCATÁN

A.R.
“El Suicidio es sin lugar a duda un grave problema de salud en el estado de Yucatán, que urge atender desde varios ángulos: el social, el de salud mental, así como desde la prevención por parte de las instituciones del gobierno responsables de la salud mental y de las familias afectadas por este padecimiento”, dijo el diputado Eduardo Sobrino Sierra (PRD) al presenta una iniciativa por suicidio, en el Congreso de Yucatán.
Abundo que para la Organización Mundial de la Salud (OMS), el suicidio se define como un acto deliberadamente iniciado y realizado por una persona en pleno conocimiento o expectativa de su desenlace fatal.

Agrego que es un problema de salud pública que conlleva una tragedia para las familias y para la sociedad. Estas pérdidas pueden prevenirse si se interviene de manera oportuna, por lo que es debido centrarse en la comprensión de estos sucesos para crear estrategias adecuadas de intervención.
“La depresión provoca un nivel de angustia entre quienes la padecen, que puede afectar su capacidad para realizar las tareas cotidianas, incluso las más simples. Daña en forma significativa las relaciones con la familia, los amigos y la participación en el mundo laboral, con el consiguiente impacto económico y social”
“El riesgo extremo de la depresión es el suicidio. Se estima que 800 mil personas se suicidan anualmente. Los jóvenes de entre 15 y 29 años son los más afectados, situación que profundiza los efectos sociales y económicos de la enfermedad. La depresión es, de hecho, la principal causa de discapacidad, lo cual genera una importante carga de morbilidad y mortalidad en los países y una presión adicional significativa para los sistemas de salud”, dijo Cristian Morales Fuhrimann, Representante de Organización Panamericana de Salud, de la OMS en Cuba, texto que leyó Sobrino Sierra.
El diputado yucateco, explicó que las estadísticas de mortalidad del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), del censo de población y vivienda 2020, recogidas por ese instituto a propósito del Día Mundial para la prevención del suicidio de fecha 08 de septiembre de 2021, las entidades que presentan mayor tasa de fallecimientos por lesiones autoinfligidas (suicidio) por cada 100,000 habitantes son: Chihuahua (14.0), Aguascalientes (11.1) y Yucatán (10.2). En ese año 2020 Yucatán obtuvo la lastimosa cantidad de 246 defunciones autoinfligidas.

Eduardo Sobrino Sierra (PRD) entrega la iniciativa a la presidenta de la Mesa Directiva del Congreso.

“En el 2021 la situación fue aún más catastrófica, aunque no tengamos registros y cifras oficiales, sabemos debido a los datos de investigación de diversas fuentes periodísticas, en casos documentados en Yucatán durante el año pasado, se suscitaron 301 suicidios, es decir 12.9 hechos por cada 100 mil habitantes”, abundó el diputado.
En atención a este crítico problema de interés público, se han efectuado diferentes puntos de acuerdo en donde se han manifestado exhortos al Ejecutivo Estatal para que se dé cumplimiento a la Ley de Salud Mental del estado.
Además de proporcionar información sobre las acciones que ejecutan para la evaluación, diagnóstico, tratamiento digno y rehabilitación de las personas con trastornos mentales, tanto en instituciones públicas como privadas; que se visibilice si se ha logrado incidir con políticas de prevención, detección y atención de la salud mental de niñas, niños y adolescentes inscritos en la educación pública. Pese a todo, hasta la fecha no se cuenta con la información oficial requerida.
La Organización Panamericana de la Salud considera que “la prevención del suicidio no se ha abordado adecuadamente en muchos países debido a la falta de toma de conciencia sobre el suicidio como un importante problema de salud pública, lo que impide que la gente busque ayuda. El subregistro y la clasificación errónea son problemas más importantes en los suicidios que en otras causas de muerte, debido a su sensibilidad y a su ilegalidad en algunos países. El reto es real y hay que tomar medidas”.
Ante esta situación, Sobrino Sierra, considera de suma importancia la creación de una ley que prevenga el terrible problema de salud pública que tenemos en el estado, para evitar, en la medida de lo posible, más decesos, por una falta de atención oportuna, para ello se propone una ley que contiene las directrices generales para la prevención del suicidio siguientes:
• Identificar y catalogar las buenas prácticas de actuación existentes y las estrategias de prevención del suicidio implementadas en el estado y en los municipios.
• La atención coordinada, interdisciplinaria e interinstitucional de la problemática del suicidio entre las dependencias y entidades estatales y municipales.
• El desarrollo de acciones y estrategias para lograr la sensibilización de la población sobre la problemática del suicidio.
• El desarrollo de los servicios asistenciales y la capacitación de los recursos humanos para la prevención de suicidios en el Estado.
• Promover la creación de redes de apoyo de la sociedad civil a los fines de la prevención, la detección de personas en riesgo de suicidio, el tratamiento y la capacitación.
• Capacitar al personal del sistema estatal de salud y de todos los sectores e instituciones involucrados en la atención a personas con ideación suicida y posvención suicida.
• Mejorar los conocimientos y las habilidades entre los profesionales tanto a nivel local como regional (por ejemplo, psicólogos, psiquiatras, médicos generalistas y de atención primaria).

Facebook
Twitter
LinkedIn